17 noviembre 2006

EL DI TELLA FANTASIA DEL IMAGINARIO POPULAR

Hace días que el tema da vueltas en mi cabeza. ¿Por qué? Porque posiblemente siempre fue eso desde el principio algo que sirvió para movilizar y preguntarnos -como la bruja de cenicienta (que quería saber si era la mas linda) - si nosotros eramos los más modernos.
Justo leo el diario hoy y me doy cuenta que me acaban de cagar el título soñado, “La ilusión de lo moderno”, la muestra conque la programación de la cultura K nos quiere medir el grado de contemporaneidad que tenemos y mostrar lo subterráneo, bah... lo under, lo antisistema, lo anárquico, en un lugar bien presentado y publicitado. Todo lo actual-actual junto, seleccionado, por un conjunto de críticos del establishment, y seguro que todos estos jóvenes artistas de la modernidad más oculta han presentado su proyecto, slides, books, etc., para ser seleccionados y ostentar en su currículum el sello de modernos, y como dicen los gallegos convertirse en "rebeldes oficiales".
Pero dejemos lo contemporáneo para volver a nuestras modernidades históricas: el famoso Di Tella. Si en su época le preguntabas a un argentino que viviera a más de 20 minutos del obelisco que era eso te contestaba, la heladera, el auto... Pero durante los sesenta la represión de los gobiernos militares, la aparición de alguna revista de información como “Primera Plana”, de Timerman financiada por la empresa IKA, con ciertas notas de cultura, tendencias, modas, hacía que se mirara con interés a cuanto chispazo de algo que apareciera por nuestras pampas, que nos hiciera parecer más inteligentes, más lindos o más... modernos, y otra vez el concepto que nos desesperaba, ser modernos. Cualquier visitante, cronista de indias, etc., que visitaba estos lares, hablaba de nuestra cordialidad, europeismo, cultura, arquitectura afrancesada, pero nadie de nuestra mod... En literatura, Borges, Sábato, Cortázar, más el boom (que era latinoamericano), habíamos descubierto y publicado al Gabo, pero lo moderno-moderno no aparecía. Moderno seguía siendo el viejo Macedonio. Se había fundado el museo de arte moderno, pero a nadie le interesaba, su creador Rafael Squirru lo tenía en el garaje de su casa desde el año 56 y lo pudo abrir oficialmente en nueva sede en los sesenta, y ante el ministro de cultura frances el Rafa habría dicho, “El museo soy yo”... (pero en francés).
¿Entonces a quién le interesaba? Uno fue a Romero Brest, con sus ambiciones y desesperación por esa modernidad postergada y difusa, que lo hace crear el ditella-vidriera. El espacio existía, un gran “galpón” en pleno centro donde se habían mostrado los autos, heladera y otros electrodomésticos de la familia - empresa.
El instituto también existía con mucha anterioridad y funcionaba a la manera de las grandes fundaciones americanas que eran su modelo y guía. Al frente y en cada uno de sus departamentos estaban los verdaderos modernos de la época, muchos a los que recién hoy conocemos o reconocemos, en música, teatro, bellas artes y hasta en ciencias y pensamiento. Pero no era masivo, sólo se conocía en ciertos grupos y lo charlaban teóricos de cada rama en la fundación o en el living de su casa. La información general, diario, radio y poca TV no registraba el fermento y la revista Primera Plana, su exegeta quizá tiraba 5.000 ejemplares con suerte, recién en su segundo período, después de los setenta pasa a los 25.000, pero el Di Tella ya no estaba. Quizás era más importante la revista Claudia que mostraba la aparición en Inglaterra de Mary Quant y la minifalda, o notas dispersas en los diarios que hablaban del fenómeno beatle, de los hippies en EE.UU., y no más. Eso sí, siempre va a aparecer el chico que viajó, conoció y recicló, o se iluminó, volvió y armó su quintita ante los deslumbrados vecinos que conocían a su familia tan normal.



El fenómeno fue de dos manzanas, (el mapita gracioso de Brascó lo atestigua). Como en el peronismo dentro de las dos manzanas todo, fuera de las dos manzanas nada, la represión, la policía que controlaba desde el largo de la pollera femenina hasta el largo del pelo masculino o el ancho de los pantalones campana de ellas y ellos. La ropa se llevaba en bolsos o en mochilas, y se cambiaba en los baños de los antros del ghetto, además tanto mujeres como hombres se "producían" en los mismos baños para limpiarse antes de volver a la normalidad de las tres cuadras, la zona se hizo famosa porque por ubicación eran muchos los que iban a ver a los “raros”, para después comer en los caros restaurantes de las dos manzanas.
Romero seguía disertando en el Instituto sobre su amado Heidegger, o aparecía con un turbante adorando a un huevo frito en la revista Gente que era el nuevo entretenimiento de la época para el público masivo (visto con la lupa de Chiche Gelblum, su director), los programas cómicos de la TV hacían sketchs de los personajes y la gente como en manada recorría riendo las instalaciones de Marta Minujín, Santantonín, Federico Peralta Ramos, o miraba los cuadros de nuestros informalistas, o de la nueva figuración, mientras comentaba que el nene lo haría mejor y más prolijo.
Posiblemente lo mas revulsivo era el teatro a la Bretch, o el cabaret-alemán donde se decían abiertamente cosas contra el régimen. A la vuelta del Di Tella, en la misma manzana, La gallina embarazada o El gallo cojo, donde se daban las obras primeras del café concert, con los mismos personajes Nini Marshall, Cipe Lincovski, Gasalla, Perciavalle, Edda Diaz, Nacha, etc. Pero ya estaba todo controlado, el mismo Romero era su propulsor- moderador. Como todo sistema aparecieron los parricidas, los parricidas de Romero que no pudo mantener el índice de creación-brillo-chispitas.
La otra creación, la verdadera, la que comienza a manifestarse políticamente, a investigar seriamente en distintas disciplinas se le rebela. Comienzan los boicots a los salones, las volanteadas y los cuestionamientos de los artistas del interior a los premios. Las fundaciones internacionales que pagan esos premios y que bancan becas, traslados de obras de artistas internacionales -que por lo común pierden en los salones ante los nuestros-, comienzan a hacer naufragar el proyecto y los Di Tella reducen su participación monetaria ante su prestigio académico que también naufraga.
¿Qué quedó de todo eso? sólo lo valioso, mucho aumentó la diáspora artística, y mucho se quemó, como un fuego fatuo que duró solo la fiesta. Casi todos los participantes siguieron en su mundo individual (como debe ser en el arte). El Di Tella no marcó tendencia, ni fue un movimiento, no se continuó, la frivolidad desapareció casi en el inicio de los setenta, con la gran politización y después con la dictadura. Obviamente, el Centro tenía ciertos límites, impuestos por el marco institucional. Ahora es García Canclini quién alega que el Di Tella no podía "trascender drasticamente las limitaciones de las galerías en cuanto a la inserción popular de su actividad." ( Nestor Garcia Canclini, en Vanguardias Artísticas y cultura popular, Bs As, 1973) . Y Romero empieza a ser olvidado, sigue con su Heiddeger y sus wiskys, pero más en el interior que acá. Sólo ante su muerte anunciada a mediados de los 80, su rival y dueño exclusivo de la movida artística de los 70 y 80, Glusberg, le organizó los homenajes en vida, le publicó el gran libro despedida y le amasó el ya alicaído ego.
Personalmente creo que si no se hubiera dado el proceso de los noventa con el menemismo con su recuperación de frivolidad y desinteres, y ese vacío nádico (como diría el gordo Peralta Ramos que de eso sabía), no se hubiera dado acá todo este vacío que reproduce el pop del Malba, o la vuelta de esos raros peinados nuevos, tan Rojas, o esa recuperación de lo gay-light tan contraria a los putos de base del Di Tella - como Pablo Suárez, que te cagaba a trompadas por discusiones sobre el arte-. Por eso esos raros peinados nuevos son muy comunes para nosotros los viejos.
Alejandro

26 Comentarios:

Blogger la enmascarada dice...

omo tengo 33 dulces añitos, no tengo memoria propia del Di Tella. Pero de acuerdo a lo que he podido leer, me parece que la movida del Di Tella fue el último ensayo de "vanguardia" como acción estética-política grupal, y como vos decís, lo más productivo fue la contra-vanguardiacaretera. Hoy por hoy la novedad en el arte aparece de manera individual (no hay un movimiento estético que agrupe la estética de los 90, por ejemplo) y bastante más independiente de lo político, al menos en sus efectos. Por ahí como consecuencia de una creciente "despolitización" producto de la ingesta excesiva de pizza con champán (o sushi).
Saludos!
PD: Ah, y y nadie se caga a trompadas por el arte, ahora se tiran besitos en el MALBA, copa de vino mediante (auspicia Navarro Correas)

9:27 a. m.  
Blogger witsq dice...

Vi en el planito de Brascó y me acorde de mi vieja que tenia chucherias de los Picacobres y las guardaba como reliquias. chau,pepe

11:02 a. m.  
Blogger EmmaPeel dice...

Uff Ale cuántas palabras certeras sobre el Di Tella. Coincidís en mucho con lo que me cuentan mis tías gays respecto a sus andanzas, sus peleas, sus humores en esas cuadras por aquellos años.
Besos y palmeritas anacro

2:17 p. m.  
Blogger julieta dice...

mmm
seguramente (espero) es una reacción muy extremista por días raros
no puedo decirte, o explicarte, de que manera conozco gente que ha ido,ha participado, se ha involucrado, el tema no nacía ni moría tres cuadras a la redonda.
Pero seguramente no importa, llega un momento en que no se pueden cambiar ideas, ni analizar una opinión diferente y darle crédito.
Justamente, en eso se basa el elitismo.

1:23 a. m.  
Blogger remoras dice...

El Delavega, es el pintor?. (t.r).

8:03 a. m.  
Blogger AL-JAZERRA dice...

enmascarada: sigo creyendo que el di tella, no fue "Vanguardía", que
fue un diseño elitista para extrapolar los movientos modernistas americanos (del norte) y tratar de "refrescar" el ambiente local. Tucuman arde tampoco lo era, pero si lo fue la actitud, y lo que era una muestra de pintura y escultura, se convirtió con ayuda de las volanteadas, sticker, intervenciones y movilidad del publico y artistas en una especie de gran obra conceptual (sin haberlo buscado). Pero Vd, en su último post, tambien se plantea la busquedad de la modernidad (a los tropezones).
pepe: los picacobres, que fue un grupo de artesanos joyeros, dentro de un cierto jipismo, llegaron a realizar happenings dentro de la galeria del este o en su local de mar del plata, donde se juntaron hasta lo mil personas. eran una de las atracciones de la manzana loca junto a las joyas hidrocineticas de kocice o de polesello.
Paml-peel: solo trato de buscar las opiniones de los protagonistas, pedro orgambide, en su libro "yo argentino", dice:"En un momento, una cuadra de Buenos Aires se transforma en algo insolito, en un cuerpo extraño dentro de la ciudad, un territorio vedado al sentido común de los empleados que regresan a sus casas, ajeno también a la vida de los estudiantes, que a pocas cuadras de allí intercambian apuntes o hablan de política.Esa "ajenidad", es lo que impresiona"... saludos a tus tias.
julieta:
"TODO EL MUNDO ES OPINIONES
DE PARECERES TAN VARIOS
QUE LO QUE EL UNO ES NEGRO
EL OTRO PRUEBA QUE ES BLANCO"
sor juana ines de la cruz.
t.r.:Jorge de la vega, pertenecía al grupo de la nueva figuración junto a noe,maccio y deira. Pero a su vez en el di tella y los cafes concerts, puso de moda canciones que fueron iconos de esa epoca como "el gusanito" :

"y el gusanito sigue paseando
y al mismo tiempo se va preguntando
si el mundo entero no es
un dibujito al revés.

un gusanito del derecho
y un gusanito del revés
Un dibujito del derecho,
y el mundo entero del revés"...
Saludos-gracias

11:05 a. m.  
Blogger gedon dice...

ESTUVE LEYENDO EN EL LIBRO QUE ME RECOMENDASTE QUE EN EL DITELLA SE HICIERON MUESTRAS DE TOULUSE LAUTREC, COLONIALISMO,PICASSO,BERNI,ARTE VIRREYNAL. COMO Y LA VANGUARDIA?. GEDON.

12:50 p. m.  
Anonymous Anónimo dice...

Me parece interesa discutir sobre los ultimos cincuenta años de lo pasado en nuestra cultura. Mi papa, que murio hace años, odiaba a Jorge Romero, habían trabajado juntos en el Instituto, y decía que era un cancer que casi hizo fundir a la Fundación Di Tella. saludos.ana maria

5:19 p. m.  
Anonymous Anónimo dice...

Me olvidaba decir que mi padre fue entre otras cosas profesor emerito en la catedra de economia intercional de la fundación y fue de los que se pronunció por el cierre. Ana Maria Marti

5:35 p. m.  
Blogger vidad. dice...

Con respecto a lo que decís del Museo de Arte Moderno, ayer la Ministra de Cultura de la ciudad, dijo en el programa de Quiroga que cuando termine la muestra de los espacios en el Correo Central van a trasladar el museo de arte moderno a ese espacio hasta que se termine la reforma del mismo (?), Un garaje, un piso l2 ó l4 en el Centro San Martin. la calle San Juan ahora el correo, tenes razon lo moderno aca no anda. david.

1:08 p. m.  
Blogger Martín Mártir dice...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

9:22 p. m.  
Anonymous Anónimo dice...

Buena la nota pero no dejes entrar en tu blog a esos hijos de puta, fachos del C Malvinas Argentinas. Carlos

12:13 a. m.  
Anonymous ALEJANDRO PEREZ BECERRA dice...

PIDO A LA PERSONA QUE UTILIZA MI BLOG CON EL NOMBRE "MARTIN MARTIR", QUE NO LO HAGA MAS YA QUE NI ME AGRADA SU IDEOLOGIA NI TAMPOCO LOS SPAMS DE POLITICA DE LA DERECHA MILITAR.
ALEJANDRO PEREZ BECERRA

12:26 a. m.  
Blogger AL-JAZERRA dice...

Gedon: en el imaginario popular solo quedaban las "muestras escandalos", "la menesunda", "somos geniales" etc, pero la familia di tella, Torcuato exactamente, había sido un gran coleccionista de arte moderno y clasico, (dono al Bellas artes el unico picasso que posee), y tenía un curador que era el critico italiano venturi.Cuando toman a romero brest, este ya era director del bellas artes. asi que la suma de criticos y teoricos, dá como resultado un espacio donde se mezcla lo clásico con lo moderno.gracias.
a.m.m: es lógico que la gente de tantos "palos", y tan disimiles tuvieran roces. saludos.
David:primero habra que definir el concepto de moderno como esta tratando de hacer la gente en el campo de la literatura y despues vendra, la busqueda de lugares etc. el museo funciono muy bien durante la gestión de raul santana, pero sin presupuesto, lo del correo es solo otro espacio.tendria´que estudiarse cierta superposicion de lugares.gracias.
Carlos. gracias, hagamos los vacios correspondientes evitando los insultos.

7:55 a. m.  
Blogger julieta dice...

pfffff

12:13 a. m.  
Blogger vidad. dice...

No entiendo lo de la superposición de lugares que vos decis. david

9:18 a. m.  
Blogger AL-JAZERRA dice...

david. la superposición tiene que ver conque por falta de una politica museistica y de programación la mayor parte de las obras que se muestran en recoleta,pale de glace, algunas de bellas artes y hasta del museo de arte decorativo, serían muestras a exponer en un museo de arte moderno.
pero al faltar este, por la falta de cordinacion entre los ambitos nacionales y municipales se da este desorden, que ademas confunden al publico visitante, alejandro saludos.

10:10 a. m.  
Blogger remoras dice...

Me parece que la haces demasiado formal a la historieta. r.

11:47 a. m.  
Blogger AL-JAZERRA dice...

r. es que fue muy formal,y si no hubiera sido por las fundaciones estranjeras que aportaban capitales, la fundacion Di tella que no era el instituto, aportando presupuesto, cerebros, y su prestigio, para mover muestras internacionales, traer artistas que ya eran prestigiosos, hubiera sido imposible, no fue el divague de tres jipies alegres con buenas ondas.saludos alejandro.

9:57 a. m.  
Blogger Mavrakis dice...

Maestro, justamente acabo de escribir para una reseña de "Dos relatos porteños", novísimo libro de Raúl Escari (sobre el que podrás iluminarme con todo derecho y yo creeré):

Raúl Escari (1944) fue, durante los legendarios ´60, integrante de la aún más legendaria vanguardia del Instituto Di Tella, tal vez la usina estética más trascendente – y acaso más mitificada – de la segunda mitad del siglo XX latinoamericano. Durante la época en que una revolución técnica repercutía en todos los lenguajes y las formas de comunicación social, al calor del pop art y bajo las sacudidas teóricas de figuras locales como Oscar Masotta, aquel fue el espacio de esplendor de un arte conceptual en indiscutible sintonía con los centros culturales más importantes de Occidente. Escari, por entonces, fue compañero de artistas como Marta Minujín, León Ferrari y Roberto Jacoby, con el que perpetró happenings como Para un jabalí difunto o Entre en discontinuidad, que le valió, en 1966, la beca para ir a estudiar con Roland Barthes.

1:48 a. m.  
Blogger AL-JAZERRA dice...

Nicolas, gracias por el titulo que me queda grande, justo hace dos o tres posts, comente sobre escari, a quien le adjudique el termino anacronico,(en el sentido literal, yo tambien creo serlo en mi obra). creo que pertenece a esa casta mas "personaje", que otra cosa, tipicamente argentino, como lo fue el gordo peralta ramos o en otra categoria greco, famosos mas por sus improntus, repentismos, anedoctas que por una obra coherente aun reivindicando ellos a un duchamp (y su "ruptura"). apartaría de este trio a greco, por la obra pictorica y su periodo español. escari, (creo), se armo a la sombra de un jacoby, total conocedor no solo de ciertos manejos del arte conceptual, vanguardias del este, Kosuth etc, sino ademas de manejos sociales-publicitarios de los 6o (marshal mac luham, y sus teorias), de ese resultado es que nace su intervención donde se publicita una muestra que no existe en los medios y todo el mundo habla de ella. es apoyado por romero en un momento en que no teniendo apoyos importantes el di tella para los premios una docena de los principales artistas piden que el dinero del mismo se reparta en l2 proyectos, el resultado es una beca y su posterior estadia en francia.Nunca se sabra si es un mitomano o estuvo siempre en los lugares justos, su carrera un poco se termino alli siguio en el periodismo cultural y escribiendo sobre su relacion con copi, barthes, yucenar, Burroughst etc. verdad o mito es un cronista que desaparecera con el tiempo, por que no cuenta su epoca,igual quedaran una foto armando un porro con burroughst, abrazado a copi, o en su experiencia con jacobi y lamelas, (?)un abrazo alejandro

3:06 p. m.  
Blogger AL-JAZERRA dice...

julieta-vacio.:lo encontré..."La música era el mejor modo de llegar a un público joven, y el centro intentó incorporar este nuevo moviento mediante la organización de una serie de conciertos de rock, "Espectaculos Beat", dentro de la sala. Tocaron cuatro conjuntos que iban desde el muy exitoso Almendra, quizá los maximos exponentes del rock nacional, hasta un conjunto cuya popularidad pronto decayo: La cofradía de la flor Solar. Estos extraños ruidos en el Di Tella fueron recibidos diversamente por
los dos principales compositores argentinos :Ginastera y Juan Carlos Paz (La Razón, 14-2-1969)..."Pag. l49, "EL DI TELLA Y EL DESARROLLO CULTURAL ARGENTINO EN LA DECADA DEL SESENTA" john King.
saludos alejandro

7:35 p. m.  
Blogger Mavrakis dice...

Alejandro, exactamente tenía la misma percepción de Escari. Acaba de sacar un libro y, claro, todo está muy bien, pero también muy oxidado. Y sí: ahí tiene su fotito fumando el porro con Burroughs, que en su momento pudo ser una provocación virulenta, pero hoy casi es una escena de jardín de infantes. Gracias por los datos. Saludos.

1:41 a. m.  
Blogger AL-JAZERRA dice...

Nicolas, hoy leia la nota de muleiro en la ñ, y termina con algo que es resumen de esto, poner en boca de barthes, que antes de su accidente y muerte le hubiera dicho..."tenes que escribir" (!!!)
Raul: me preguntabas por mail desde cordoba por que tanto interes de primera plana por el instituto, la revista fue financiada en esa etapa por ika-(renault),de tu ciudada, y el instituto en su peor momento economico en el año 66-67, consigue que ika se haga cargo de parte de su deficit economico cediendole la patente y fabricación del siam ditella, y bajando la critica politica ante los apretes militares.
saludos alejandro

11:56 a. m.  
Blogger julieta dice...

gracias alja, lo que no entiendo es que significa para vos que la cofradía sea vista de manera tan poco popular como... como.. como... como?
En fin, eso es parámetro de que?

2:15 a. m.  
Blogger AL-JAZERRA dice...

Julieta, para mi no significa nada, yo particularmente nunca me entere de la existencia del grupo, (ves que todo es relativo), el dato lo encontré de casualidad en el libro de king, y es una nota del diario la razon, lo unico que sirve es para demostrar que por el ditella paso mucha hojarrasca...alejandro

8:12 a. m.  

Publicar un comentario

Links a este post:

Crear un vínculo

<< Home